Está aquí: Home Noticias Editoriales 'SUR' DE ERNEST SHACKLETON
Error
  • JFolder: :files: La ruta no es una carpeta. Ruta: /usr/home/fmm.es/web/images/Imagenes/Federacion/Otras_imag/Seccion_editorial/2012/121108_sur-shackleton.jpg
Aviso
  • There was a problem rendering your image gallery. Please make sure that the folder you are using in the Simple Image Gallery plugin tags exists and contains valid image files. The plugin could not locate the folder: images//Imagenes/Federacion/Otras_imag/Seccion_editorial/2012/121108_sur-shackleton.jpg
08 Noviembre 2012 Escrito por 

'SUR' DE ERNEST SHACKLETON

La historia de supervivencia más grande jamás contada

{gallery}/Imagenes/Federacion/Otras_imag/Seccion_editorial/2012/121108_sur-shackleton.jpg{/gallery}«Se buscan hombres para viaje peligroso. Sueldo bajo. Frío extremo. Largos meses de total oscuridad. Escasas posibilidades de regresar con vida. Honor y reconocimiento en caso de éxito.» De los cinco mil candidatos que acudieron a

este anuncio, sólo 27 tuvieron «la suerte» de quedar atrapados en el hielo durante dos años pasando a formar parte del fracaso más famoso, instructivo y aleccionador de la historia de la exploración polar.


Si bien es cierto que la expedición del Endurance se nos ha presentado siempre como modelo de liderazgo y supervivencia, no podemos evitar aconsejar al lector perspicaz, ya que dispone, al fin, del testimonio real del propio Shackleton, que trate de descubrir otros méritos bien diferentes en su relato pues, quizá, desvele más en lo que calla que en lo que narra.

Abríguense bien y buen viaje.

Sir Ernest Shackleton es uno de los exploradores más  conocidos y reconocidos de la breve historia de la exploración polar. Y todo ello pese a no haber conseguido jamás ninguno de los objetivos de sus expediciones.

En el caso de la Expedición Imperial Transantártica (1914-1917), que pretendía realizar la primera travesía integra de la Antártica, ni siquiera se llegó a pisar tierra firme en el continente. Su mayor mérito, sin duda, está en que siempre supo en qué momento abandonar la misión y dedicar todos los recursos, por pocos que fueran, a sobrevivir. Habilidad, suerte, y buena compañía son los ingredientes que siempre hicieron posible la vuelta a casa.


Más información y compra del libro




 



patrocinadores de la federación madrileña de montañismo